Los Desafíos de Codelco 2018-2022

Los Desafíos de Codelco 2018-2022

Durante el mes de febrero nuestra agrupación desarrolló el informe “Visión Independiente sobre los Desafíos de Codelco para el Próximo Periodo Presidencial” con el objetivo de aportar una visión independiente e ilustrada de los principales desafíos que deberá enfrentar la principal empresa minera de Chile en el mediano plazo, como una contribución a la gestión de los futuros responsables de enfrentar exitosamente tales desafíos y hacer posible que continúe aportando al desarrollo de nuestro país y al bienestar de sus ciudadanos.

A continuación compartimos el contenido de este informe.

I. Objetivo del Informe

La Asociación Gremial Voces Mineras es una agrupación de profesionales de vasta y destacada experiencia en la Minería y entidades relacionadas, autofinanciada e independiente, algunos de cuyos integrantes han desempeñado cargos ejecutivos en Codelco y por lo tanto conocen y manifiestan su aprecio por la llamada empresa de todos los chilenos.

Basados en este conocimiento y conscientes de los importantes desafíos que Codelco deberá enfrentar en el corto y mediano plazo (1 a 5 años), creemos que es nuestra obligación explicitar en forma objetiva e ilustrada dichos desafíos, con el único y primordial objetivo de contribuir a que estos sean exitosamente enfrentados por quienes les corresponda tomar decisiones para tales efectos. Este informe se hará llegar, entre otros stakeholders, a las nuevas autoridades del sector minero y relacionados una vez nominadas, previo a su publicación en nuestra página web.

Las cifras y gráficos incluidos en este informe han sido tomados de presentaciones y publicaciones oficiales de Codelco, a menos que se explicite su origen distinto, por lo cual hacemos fe de su veracidad, aunque no necesariamente coincidimos con todas las conclusiones que de tales cifras en dichas presentaciones se exponen. Cuando esa coincidencia no ocurra, expondremos nuestras razones para ello.

II. Logros alcanzados a la fecha y situación actual de Codelco

En el gráfico a continuación, Codelco muestra sus indicadores de producción, costos y excedentes durante su actual Administración, desde el año 2014 al tercer trimestre de 2017.

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

Respecto de los indicadores mencionados, nuestros comentarios son los siguientes:

  • Producción: Los niveles de producción propia de Codelco se han mantenido relativamente constantes en el último quinquenio, en torno a 1,7 millones de toneladas de cobre por año, donde la entrada en operación y puesta en marcha de la Mina Ministro Hales ha permitido más que compensar el cierre de Mina Sur de Chuquicamata y el descenso de la ley de cobre en algunos de sus otros yacimientos. En dicho quinquenio la producción de la minería privada ha sido de unos cuatro millones de toneladas de cobre por año, más que duplicando la de Codelco.

  • Costos: El costo unitario directo C1, que incluye crédito por subproductos como molibdeno, plata y oro, ha experimentado una apreciable baja de 12% en el periodo, ubicándose en 131,8 cUS$/lb al tercer trimestre del 2017, que corresponde al piso del tercer cuartil de costos de la Industria, distante aún del bloque más competitivo de productores. Sin duda que este es un logro importante, sin embargo, debe tenerse en cuenta lo siguiente:

    • Sin desconocer los esfuerzos de gestión que han influido en la reducción de costos en los últimos tres años, parte importante de ésta obedece a factores macroeconómicos exógenos tales como mayor tasa de cambio y menor costo de combustibles.

    • Estos factores exógenos comunes de la Industria han favorecido a todas las mineras, las cuales también han reducido sus costos en dicho periodo, como lo muestra el gráfico siguiente, por lo que no necesariamente habría una mejor posición competitiva relativa de Codelco cuyos costos permanecen en el piso del tercer cuartil.

    • De acuerdo a proyecciones del propio Codelco, su costo unitario promedio subiría de 126 cUS$/lb el 2016 a 140 cUS$/lb el año 2021, lo que podría implicar un desmedro en su posición competitiva en relación al resto de la industria.

    • La proporción de la reducción de costos atribuible a gestión ha sido mayoritariamente en base a la renegociación de contratos y no ha estado asociada a un aumento de la productividad del personal propio.

 

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

  • Excedentes: El monto y la evolución de los excedentes ha sido directamente proporcional al precio del cobre, favorecidos por la reducción de costos y afectados por ajustes financiero-contables (impairment), en que destaca el considerable castigo que la empresa debió realizar en su inversión contabilizada por su participación en Anglo American Sur (ex Disputada), que llevó a niveles negativos sus resultados sin poder entregar excedentes de beneficio fiscal con cargo al ejercicio 2015. En el gráfico a continuación se resumen los aportes de Codelco y de la minería privada al presupuesto general de la Nación desde el año 2006 a la fecha, en que se puede apreciar que éstos han descendido en forma importante a contar del año 2013 principalmente debido a un menor precio del cobre, situación que también se dio el año 2009 por efecto de la llamada crisis subprime.

Fuente: Banco Central

Para hacer una comparación representativa de los aportes de Codelco, que incluyen impuestos, Ley 13.196 o Ley Reservada y dividendos, con la minería privada, debemos considerar que en el caso del primero parte de la inversión que debe hacer anualmente en sus operaciones y proyectos proviene del presupuesto general de la Nación, mientras que en el caso de la minería privada es realizada por ésta como parte de la capitalización de sus utilidades. En el gráfico a continuación se muestran las inversiones anuales de ambas según cifras del Banco Central y publicaciones de los diarios El Mercurio y La Tercera basadas en la misma fuente.

Fuente: Banco Central

A pesar de la inversión realizada por Codelco en este periodo, la que aumentó significativamente a partir del año 2012 a unos 4 mil millones de dólares por año, la producción propia (sin incluir filiales como El Abra y Anglo American Sur) se ha mantenido constante en torno a 1,7 millones de toneladas por año, a pesar de la entrada en producción del proyecto Ministro Hales el año 2013. Situación similar ha ocurrido con la minería privada cuya producción se ha mantenido en unos cuatro millones de toneladas por año, manteniéndose también la proporción 70/30 minería privada/Codelco, lo que se muestra en el gráfico a continuación.

Fuente: Banco Central

III. Los principales desafíos de Codelco

En el corto y mediano plazo Codelco debe enfrentar con éxito desafíos importantes de producción, productividad, costos, financiamiento y desarrollo de proyectos para seguir aportando los excedentes que el Estado requerirá, empezando por el próximo Gobierno, los que se describen a continuación:

Producción

Según las propias proyecciones de Codelco representadas en el gráfico que se muestra a continuación, la producción a mediano plazo sin los proyectos estructurales o Caso Base empezaría a decrecer a partir del año 2020 debido al agotamiento de algunos de sus yacimientos (Radomiro Tomic Óxidos, Chuqui Rajo) y al descenso de la ley en otros.

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

Según estas mismas estimaciones, la ley media de cobre de sus actuales operaciones descendería desde 0,71 % el año 2016 a 0,65 % el año 2021 por lo que solamente por este efecto la producción podría descender en unas 130 mil toneladas o el doble de la producción de la División Salvador.

Por otra parte, dado que el primer proyecto que entraría en producción durante el próximo quinquenio sería Chuqui Subterráneo en reemplazo de Chuqui Rajo y al hecho que no se esperan variaciones de producción significativas durante dicho quinquenio en las otras Divisiones, a continuación se resume la proyección actualizada de cobre fino contenido en el concentrado producido en la Planta Concentradora de Chuquicamata, instalación que ya cumplió 65 años de operación y en la cual se procesarán los minerales provenientes de Chuqui Rajo y Subterráneo, además de los sulfuros de Radomiro Tomic y escorias de fundición.

Fuente: Preparado por Voces Mineras en base a presentaciones de Codelco.

Esta proyección se cumpliría solamente si se logran dos objetivos críticos:

  • Que se pueda mantener la producción del rajo Chuqui durante dos años de iniciado el hundimiento del primer bloque subterráneo.

  • Que el proyecto Chuqui Subterráneo no sufra retrasos adicionales y que alcance su capacidad de diseño (ramp up) en siete años, como está programado.

Aunque se logren ambos objetivos, la producción del Distrito Norte, y consecuentemente la de Codelco, caería drásticamente los años 2021 y 2022. De no cumplirse cualquiera de los dos, esta caída se produciría uno o dos años antes.

Productividad

El aumento de productividad, conceptualmente, se puede lograr de dos maneras: haciendo más con los mismos recursos o haciendo lo mismo con menos. En el caso de Codelco ninguna de las dos opciones se ha dado en los últimos años, a pesar de haber quedado explícitamente así establecido en el Pacto Estratégico firmado entre la Administración de Codelco y la Federación de Trabajadores del Cobre el 30 de Septiembre de 2015. En todo caso esta situación ha sido común en la minería chilena, en que por razones técnicas (menores leyes de cobre, aumento de las distancias de transporte y tonelajes de estéril) pero también laborales (inflexibilidad de contratos colectivos, falta de correlación entre remuneraciones y beneficios y productividad), lo que queda de manifiesto en el gráfico a continuación, basado en información del Consejo Minero.

Claramente queda demostrado que a pesar que la productividad muestra una tendencia a la baja, las remuneraciones y beneficios muestran un alza permanente durante diez años a contar del año 2003, alza que se incrementó durante el llamado súper ciclo del cobre entre los años 2010 y 2013, revirtiéndose al descender el precio y como resultado del control de costos de las empresas mineras en los últimos años. Aun cuando Codelco no muestra regularmente indicadores de productividad de la dotación propia, es parte importante de la minería del cobre del país y de las tendencias mostradas en este gráfico.

Costos

Es indudable que Codelco ha logrado una importante reducción de sus costos unitarios desde el 2013 a la fecha, tal como se muestra en el gráfico a continuación.

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

Sin embargo, se debe tener presente lo planteado con anterioridad para proyectar su evolución:

  • Dado que una alta proporción de esta reducción se ha debido a factores externos comunes a la industria minera, tales como una tasa de cambio favorable y menores costo de combustibles, su tendencia podría no ser favorable a futuro.

  • La renegociación de contratos con terceros ha alcanzado su límite sostenible desde la perspectiva de las empresas contratistas, por lo que mayores reducciones podrían afectar su viabilidad y transformarse en una fuente de conflictos laborales al afectar las remuneraciones de sus trabajadores.

  • Los valores de productividad y costos a la fecha están aún lejanos de los considerados en la evaluación y rentabilidad de los proyectos estructurales. De hecho, en el citado Pacto Estratégico el compromiso establecido fue “situar a Codelco en el primer cuartil de costos en los próximos 10 años”, compromiso cuyo cumplimiento demandará un largo camino por recorrer ya que hoy su costo promedio está en el piso del tercer cuartil de costos de la industria.

Proyectos Estructurales

El gran objetivo del desarrollo, financiamiento, construcción y puesta en marcha oportuna de los proyectos estructurales de Codelco es contrarrestar la caída de producción anunciada en su Caso Base o   situación sin proyectos, tal como se describió anteriormente.

Para lograr este objetivo, en los dos últimos años Codelco ha revisado y reprogramado su cartera de proyectos, lo que ha denominado “Racionalización de cartera de inversiones” y cuyo principal resultado ha sido postergar la puesta en marcha de algunos de sus proyectos estructurales, específicamente Radomiro Tomic Sulfuros ll, Nuevo Nivel Mina El Teniente y Desarrollo Andina, considerando las restricciones de financiamiento y la capacidad de gestionar simultáneamente estos grandes proyectos. Esta reprogramación actualizada se muestra en el gráfico a continuación.

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

Sin embargo, el cumplimiento del programa de puesta en operación y consecuentemente inicio de la producción de los proyectos estructurales requiere el cumplimiento de tres requisitos básicos:

  • Superar algunos problemas técnicos y de sustentabilidad no resueltos, tales como la interfase Mina Rajo- Subterránea de Chuquicamata, el fenómeno del rock burst o estallido de rocas en el Nuevo Nivel Mina de El Teniente y la explotación a rajo abierto de Andina en una zona de glaciares, entre otros. La factibilidad técnica es requisito previo a la económica.

  • Alcanzar los niveles de eficiencia, productividad y costos considerados en la evaluación y justificación económica de los proyectos estructurales, muy distantes de los indicadores actuales. De hecho, el logro de las promesas de valor, medida como VAN, requiere de profundas transformaciones para alcanzar los niveles de eficiencia proyectados, las que en algunos casos pueden llegar a representar del orden del 50% del VAN prometido. Sin lograrlos, algunos proyectos estructurales no serían económicamente viables.

  • Financiamiento de la cartera de proyectos y nivel de endeudamiento: tanto la anterior como la actual Administración de Codelco han centrado sus esfuerzos en lograr el financiamiento de los proyectos estructurales, pero no siempre previamente condicionados a superar los problemas técnicos y cumplir las promesas de gestión mencionadas. No obstante, lo anterior, debido a que históricamente se ha privilegiado la satisfacción de las necesidades y urgencias sociales de corto plazo en desmedro de las necesidades de capitalización de Codelco cuyo efecto positivo se verá en el largo plazo, la Corporación ha debido mayoritariamente recurrir al endeudamiento, llegando a la fecha a presentar un nivel de deuda cercano a 15 mil millones de dólares, tal como se muestra en el gráfico Deuda financiera bruta. Puede señalarse como un logro importante de la actual administración una leve reducción de su nivel de deuda y razón de endeudamiento, sin embargo, las proyecciones de futuras necesidades de inversión del orden de 4 mil millones de dólares anuales implican que probablemente este nivel de deuda aumentará.

 

Fuente: Clase magistral Universidad de Chile “Codelco: Lecciones aprendidas y desafíos futuros”, Nelson Pizarro y Oscar Landerretche, 12 de Diciembre 2017.

IV. Probabilidad de cumplimiento del cronograma de proyectos

Creemos que es válido preguntarse qué tan confiables pueden ser las proyecciones de fechas de puesta en marcha de los proyectos estructurales de Codelco. Al respecto, es ilustrativo analizar el gráfico siguiente preparado por Voces Mineras A.G. recopilando presentaciones de sus últimos cuatro Presidentes Ejecutivos, en que se muestran las sucesivas postergaciones que históricamente han sufrido dichas proyecciones de fechas, lo que podría poner en duda si se cumplirán las actuales.

Fuente: Preparado por Voces Mineras en base a presentaciones de Codelco.

Las posibles causas del histórico incumplimiento de las promesas de Codelco a este respecto de parte de sus sucesivas administraciones podrían deberse a:

  • Alta complejidad de los proyectos y dificultad de desarrollarlos simultáneamente.

  • Insuficientes mecanismos externos de control de la accountability de las promesas.

  • Aprobación de capitalización y financiamiento insuficiente y tardío.

  • Debilidad técnica del Directorio para desafiar los supuestos y promesas de la Administración.

  • Alta rotación de ejecutivos y técnicos, además de habitual estrategia refundacional de las sucesivas administraciones.

V. Conclusiones

Sin perjuicio que Codelco muestra interesantes logros recientes en reducciones de costos unitarios y control de su endeudamiento, los desafíos que debe enfrentar en el corto y mediano plazo (1 a 5 años), hacen que se constituya un escenario preocupante que podría derivar en un significativo y progresivo deterioro de su posición competitiva futura, por las siguientes razones:

  • Según las propias proyecciones de Codelco, la producción de cobre en un escenario sin proyectos estructurales o Caso Base decaería significativamente en el próximo quinquenio, debido al agotamiento de algunos de sus yacimientos y al descenso de la ley de cobre en otros. En consecuencia, el mantener y eventualmente aumentar la producción depende del desarrollo exitoso y oportuno de sus proyectos estructurales, lo que se estima poco probable por las razones expuestas en este informe.

  • Aun cuando el calendario de entrada en producción de tales proyectos se cumpliera, éste muestra una importante caída de producción en los años 2021-2022. Cualquier atraso en este calendario, adelantaría en uno o dos años esta caída de producción.

  • Los elementos de costos que han permitido mayoritariamente su reducción han sido exógenos y comunes a la industria minera (alta tasa de cambio, menor costo de combustibles), los que no necesariamente se mantendrán a futuro. El principal componente atribuible a gestión en dicha reducción ha sido la renegociación de contratos con terceros, la que se estima ha llegado a su límite sostenible para los contratistas y no ha estado acompañada de aumentos de la productividad del personal propio.

  • A pesar de los logros alcanzados en la reducción de costos, sus actuales niveles sitúan a Codelco en el piso del tercer cuartil de costos, aún muy lejos de los niveles proyectados en la evaluación y rentabilidad de los proyectos estructurales y del primer cuartil comprometido en el Pacto Estratégico Administración-Confederación de Trabajadores del Cobre suscrito en Septiembre de 2015.

  • La puesta en producción eficiente y oportuna de los proyectos estructurales requiere de la solución de algunos problemas técnicos aún no resueltos, de implementar las transformaciones necesarias que permitan alcanzar los niveles de eficiencia, productividad y costos comprometidos en su promesa de agregación de valor y lograr el financiamiento necesario y oportuno para su concreción.

  • A pesar del leve descenso de la deuda de Codelco en los últimos dos años, ésta aún se mantiene en un alto nivel y su pago requerirá de importantes desembolsos en los próximos años, lo que junto al riesgo de un deterioro en su investment grade, hará necesario evaluar cuidadosamente continuar con el financiamiento de sus inversiones por esta vía.

  • Las continuas reprogramaciones y reformulaciones de los proyectos estructurales, detalladas en este informe, y que fueron definidos conceptualmente hace más de 10 años, no son un buen indicio para confiar en que su actual calendario de puesta en producción se cumplirá, con el consiguiente impacto en la producción proyectada a mediano plazo.

  • Las posibles causas de la situación actual y de la proyección de mediano plazo de Codelco son históricas y han sido materia de análisis por diferentes expertos, entre las cuales debe considerarse que la elección de Directores con experiencia técnica ha sido escasa en comparación con otras grandes empresas mineras y que el sistema de revisión y recomendación de proyectos por parte de Cochilco no ha sido el apropiado.

VI. Recomendaciones

Como recomendación general y considerando que Codelco es una gran empresa cuyos accionistas somos todos los chilenos y que tiene un impacto significativo en las finanzas de la Nación, debería proveer mayor información sobre sus proyecciones futuras, tanto en los aspectos productivos como financieros, que permitan conocer su plan de negocios y sus resultados proyectados en el mediano y largo plazo, los que debieran ser objeto de revisiones externas especializadas y periódicas.

En forma específica y concordante con nuestras conclusiones, nos permitimos recomendar las siguientes acciones a considerar por parte de Codelco:

  • Informar a sus accionistas los niveles de producción planeados para los próximos años y los supuestos de productividad y costos de las operaciones requeridos para cumplir esos niveles de producción. Realizar una revisión anual externa de los resultados reales vs los presupuestados e implementar las acciones correctivas en caso de desviaciones.

  • En cuanto a los Proyectos Estructurales, realizar una auditoría externa por especialistas que permita sincerar su factibilidad técnica y contar con estimaciones actualizadas, realistas y confiables de sus niveles de producción alcanzables, plazos de ejecución, montos y calendario de inversión, compromisos de productividad y rentabilidad, para asegurar que todos sean un aporte positivo a los resultados de la Corporación.

  • Implementar instancias de revisión periódica para cada uno de ellos por consejos     integrados por personas o entidades externas especializadas y con experiencia en la ejecución de megaproyectos.

  • Implementar la práctica de hacer una post evaluación de los resultados logrados por cada proyecto mayor, al término del primer año de su puesta en marcha, para compararlos con los resultados comprometidos en la aprobación del proyecto respectivo.

  • En cuanto a los aportes fiscales, debería conocerse el flujo neto anual proyectado considerando ingresos por impuestos, Ley Reservada y utilidades menos capitalización y nueva deuda. A pesar de que la Ley Reservada está considerada como parte de los aportes de Codelco al Estado, debería evaluarse su eliminación asegurando el financiamiento de las FFAA con cargo al presupuesto general de la Nación, lo que permitiría transparentar la rentabilidad de la empresa y conocer el verdadero impacto de las capitalizaciones requeridas por la Corporación.

  • Demostrada la factibilidad técnico-económica de los proyectos, debería asegurarse su financiamiento oportuno y de mediano plazo por algún mecanismo de capitalización en función de los resultados de la empresa más otras vías acordes a su proyección financiera.

  • Dado que el Pacto Estratégico firmado el año 2015 entre la Administración de Codelco y la confederación de Trabajadores del Cobre no es vinculante y la práctica ha demostrado que no ha sido efectivo en la solución de algunos conflictos laborales recientes, podría considerarse su inclusión en los Contratos Colectivos a suscribirse en las próximas negociaciones como una forma de hacer obligatorio su cumplimiento por ambas partes.

  • La criticidad de los desafíos que Codelco deberá enfrentar en el corto y mediano plazo y la magnitud de las inversiones requeridas para las actuales operaciones y futuros proyectos estructurales, nos hacen pensar que emprender desafíos adicionales como el negocio del litio o inversiones en el exterior, en ambos de los cuales no presenta ventajas comparativas, no sería recomendable.

  • Transcurrida una década de la implementación del actual Gobierno Corporativo de Codelco que ha demostrado importantes éxitos, también ha quedado en evidencia la necesidad de perfeccionarlo, especialmente en el fortalecimiento de sus capacidades técnicas y conocimiento del negocio minero. También parece conveniente revisar la Gobernanza de la Corporación, en que la influencia decisiva del Ministro de Hacienda supeditada a las entendibles y prioritarias necesidades sociales de corto plazo actúan en desmedro de las necesidades de su capitalización, cuyos resultados se verán en el largo plazo.

  • El cómo enfrentar exitosamente los desafíos descritos requerirá entre otros factores, del compromiso y participación de todos sus estamentos, además del conocimiento, experiencia, liderazgo, compromiso y dedicación acordes con los desafíos de quienes le corresponda dirigir la empresa. Si alguno de los estamentos involucrados persistiera en ser más parte del problema que de la solución, no se puede descartar ninguna opción para evitar que Codelco transite a convertirse en una carga en lugar de un aporte para el país, lentamente en un escenario de precios del cobre alto o a corto plazo si no se da tal escenario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *